Manifiesto|

La desigualdad entre géneros, la injusticia y la discriminación han sido problemas estructurales que históricamente hemos sufrido mujeres, diversidades y disidencias sexogenéricas. Durante siglos, los movimientos feministas y transfeministas disidentes han luchado contra la discriminación, pobreza y violencia que produce el cisheteropatriarcado[1].

Esto se ha articulado desde distintos frentes y ámbitos de la sociedad, como movimientos sociales, estudiantiles y socioambientales, como también en partidos, sindicatos y organizaciones políticas y sociales tradicionales. Esto tiene sentido pues, tal como han señalado los movimientos feministas y disidentes, el cisheteropatriarcado afecta en todos los niveles: económico, político, cultural y social, en la esfera pública y privada de la sociedad.

Por esto, para abordar estos problemas se debe adoptar una mirada integral, estructural y multidimensional, impulsando desde esta línea las políticas públicas. Esta candidatura se compromete a trabajar en el Congreso por:

  • Adoptar un marco legislativo de políticas públicas integrales y con perspectiva de género.
  • Garantizar espacios de participación plena y activa de mujeres, niñas y jóvenes y diversidades y disidencias sexuales y de género.
  • Promover la modificación de las condiciones estructurales, las normas sociales y los patrones culturales que legitiman y reproducen discriminación, pobreza y violencia contra mujeres y población LGBTIQA+.
  • Adoptar políticas públicas y programas destinados a reestructurar los estereotipos y conceptos sociales sobre el rol de las mujeres y personas LGBTIQA+ en la sociedad.
  • Creación de mecanismos adecuados de supervisión de los funcionarios responsables de investigar y responder a los delitos de violencia contra las mujeres y personas LGBTIQA+.
  • Garantizar instancias especializadas de acceso a la justicia para mujeres, niñas y personas LGTBIQA+ víctimas de violencias de género.
  • Impulsar la aprobación de la ley de Violencia Integral y todas aquellas iniciativas que duermen en el Congreso y que permiten tipificar y actuar frente a la violencia en su complejidad.
  • Impulsar políticas que apunten al pleno acceso a los derechos sexuales y reproductivos de mujeres, diversidades y disidencias sexuales y de género, incluyendo aborto, matrimonio igualitario, derechos filiativos, educación sexual integral, atención en salud libre de violencia, entre otras.

[1] “cis” en referencia a aquellas personas que se identifican con su  género asignado, en oposición al “trans”. “hetero” en referencia a la orientación sexual definida por la atracción hacia el género/sexo opuesto. Ambos términos clarifican un modelo de patriarcado ajustado a lo históricamente normalizado en términos de género y sexualidad.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Close Search Window
Close Bitnami banner
Bitnami